Una Navidad diferente
Agencia Fronteriza de Noticias
Evimeria
CNR Television

Una Navidad diferente

TIJUANA BC - domingo, 20 de diciembre de 2020 - Obed Silva.
1236

DESDE MI SOFÁ
Por: Obed Silva

TIJUANA BC 20 DE DICIEMBRE DE 2020.- Hace muchos, muchos años. Antes de que Tijuana fuera la metrópoli que es hoy, la "Compañía Urbanizadora de Tijuana" construía para la época navideña un espectacular Nacimiento en Playas de Tijuana. 

Con dicha obra se representaba el nacimiento de Jesús  con el pesebre en medio del pueblito de Belén.

La reproducción del pueblito se hacía  con lujo de detalles e incluía animales vivos. Tenía un arroyuelo con su puente y al fondo estaba la casa de Santa Claus. 

La Estrella de Belén se veía esplendorosa en el gran Nacimiento que se distinguía por el rumbo de lo que hoy ocupa el Colegio Inglés en la Sección Jardines del fraccionamiento Playas de Tijuana. 

En ésa época y con la llegada de diciembre era un requisito ir a "playas" para visitar el famoso nacimiento ya que tal espectáculo anunciaba la Navidad.

En ese entonces, "el centro" de la ciudad se llenaba de algarabía y por las noches, sin importar el frío o la lluvia del invierno, sus calles se convertían en una fiesta.

La gente iba de un lado a otro viendo los aparadores de los comercios que adornados para la ocasión, competían entre ellos para atraer clientes.

La verbena afueras de la Catedral era otra tradición que arrancaba antes de la celebración a la Virgen de Guadalupe y terminaba pasando el día de los Reyes Magos.

Los cientos de puestos instalados a lo largo de varias cuadras sobre la avenida Miguel F. Martinez creaban un ambiente especial al combinar olores y colores de todo tipo de productos navideños. 

Las fotografías con Santa Claus o los Reyes Magos dejaban constancia de la celebración popular. 

Con el paso del tiempo, la ciudad se transformó. 

El "centro" dejó de ser el epicentro decembrino y los centros comerciales ocuparon su espacio dando paso a nuevas costumbres.

La navidad en Tijuana no fue mejor o peor que antes, simplemente cambió.  

Cambio tanto como ahora la Covid19 nos está transformando a todos. 

Dentro de 72 horas, cuando celebremos la Noche Buena, muchos recordaremos lo atroz que ha sido este año para todos. 

En dos mil veinte, se han perdido miles de vidas, se han sacrificado sueños e ilusiones, se han destruido pequeños negocios y se han disminuido familias enteras. 

De febrero a la fecha, han sido muchos meses con cubrebocas y esclavos de la internet, con miedo a morir y con un distanciamiento social que correo la solidaridad entre las personas. 

Muchos meses de soportar al temible virus que como un enemigo invisible satura los hospitales y cobra muertes en una espantosa soledad. 

Baja California registró oficialmente el sábado 19 de diciembre 30,115 contagios por Covid19 y 4,816 muertes por el mismo mal con una ocupación hospitalaria del 80% de la capacidad total con la que se cuenta. 

En medio de tan funestas cifras la buena noticia es que 23,423 pacientes se han recuperado del fatal contagio. Lo cual nos da una luz de esperanza en el sentido de que el enemigo puede ser vencido.

La reciente Encuesta Nacional sobre el Coronavirus en México levantada por Mitofsky, arroja que hay una amplia aceptación entre la población para el uso del cubrebocas como medida de prevención. 

En contrapartida, le corresponde a los gobiernos federal, estatal y municipales emprender una intensa campaña para entregar gratuitamente cubrebocas y obligar al uso de los mismos.

La citada encuesta también reporta que la gente piensa que la principal razón de los contagios de Covid19 se deben a que los “ciudadanos no han hecho caso de las medidas recomendadas por las autoridades”.

Por lo que nos toca a los ciudadanos atender las medidas de prevención para aminorar el ritmo de contagios.

La mayoría de los entrevistados considera que el gobierno ha manejado bien la situación de la pandemia por Covid19 y casi 4 de cada 10 muestran optimismo con respecto a la vacuna contra el infame coronavirus. 

En este sentido, las autoridades de Salud decretaron semáforo rojo para Baja California hasta que haya condiciones para pasar a color naranja. 

Es una obligación para con nosotros mismos y para con los demás respetar las reglas del semáforo rojo.

Pero en medio de esta tragedia, también hay cosas que destacar y lecciones que aprender.

En primer término, la entrega y solidaridad de los trabajadores de la Salud que no han descansado en meses. 

Se logró algo casi imposible; inventar en poco tiempo una vacuna eficaz para combatir una enfermedad desconocida y altamente mortífera.
 
Ahora entendemos que la movilidad es un factor que juega en nuestra contra y que no es recomendable el desplazamiento masivo de miles de personas a las mismas horas. 

Aprendimos que el uso de las  videoconferencias acortan distancias, tiempo y riesgos. Convirtiéndose en una demanda social que pronto deberá de ser de acceso gratuito como parte de un derecho social a la información y comunicación entre las personas.

Los cambios impuestos por la Covid19, nos han obligado a repensar nuestra forma de vida y la manera en como llevarla en lo subsecuente.  

La Covid19 tambien desnudo la terrible desigualdad entre los que se pueden quedar en casa y los que no. 

Resolver las fuentes de esa desigualdad es una de las grandes tareas que nos deja la pandemia.

La empatía cotidiana, paciente y solidaria debe alimentarse mediante el respeto al prójimo, a sus derechos y a no violar las reglas de la sana distancia.

Mientras las cosas cambien y por fín llegue el día en que la humanidad triunfe derrotando a la terrible Covid19, es bueno seguir recordando los años en que tuvimos una mejor Navidad, con la convicción de que lo que está por venir no será ni peor ni mejor sino simplemente diferente.

NOMAS POR JODER:

Mientras que el Pan y sus aliados deshojan la margarita para decidirse por el candidato más popular, los gobiernos morenistas del Estado y de Tijuana deberían competir por atender con mayor eficiencia a la gente frente a la emergencia por la Covid19.

Dejando de lado la reyerta con la que buscan presentarse la acusación más vil o el vituperio que más los lastime.

Esta columna no refleja la opinión de Agencia Fronteriza de Noticias, sino que corresponde al punto de vista y libre expresión del autor.

Teleton
AFN Marketing
Calibaja 1
Netlink Internet
AGP Deportes Central
PluralMX
Funeraria Aimar
Buscador Acerca de AFN Ventas y Contacto Reportero Ciudadano