Palco de Prensa
Agencia Fronteriza de Noticias
Cubo Bistro
CNR Rosarito
Empleo Nuevo
Caminata por la Paz

Palco de Prensa

TIJUANA - jueves, 2 de junio de 2011 - AFN.
910

 

Los “padrinos”.
 
Por: Gilberto LAVENANT 
gil_lavenant@hotmail.com 
 
TIJUANA, BC 1 DE JUNIO DE 2011 (AFN).- La Escuela Preparatoria Federal “Lázaro Cárdenas”, es una institución educativa de prestigio. Eso no está a discusión. En días pasados, durante el proceso de preinscripción, vía internet, en sólo unos minutos se agotó el cupo, lo que muestra la enorme demanda. Su ubicación estratégica, en el Centro Escolar Agua Caliente, es otro punto a favor.
 
Este es el resultado del esfuerzo de quienes han tenido a su cargo la dirección de dicho plantel. Jesús Ruiz Barraza, Mario Ortiz Villacorta, etc.
 
Aunque no todo han sido cosas buenas. El actual director, Jesús Cruz Olguin, acaba de incurrir en una novatada política, que podría poner en tela de duda el papel que desempeña como máxima autoridad de dicho plantel. Es evidente que como político, es un novato. Ojalá que como maestro y administrador o director, no cometa tales errores.
 
Es tradicional que cada generación que egresa de este y de otros planteles, como un mero simbolismo, tengan un “padrino”. Se trata, por una parte, que dicha persona sea un ejemplo a seguir para los egresados. Por la otra, que el elegido brinde apoyo a la institución e incluso a sus “ahijados”, en su lucha por superarse.
 
Desde su perspectiva, no muy acertada, por cierto, Cruz Olguin observó tres posibles candidatos para “padrinos” de generación. El Gobernador José Guadalupe Osuna Millán, el Alcalde de Tijuana, Carlos Bustamante Anchondo y el Senador priísta Fernando Castro Trenti. A cada uno le encontró méritos suficientes para ello.
 
Tratando de ser democrático, presuntamente, pretendiendo no ser impositivo, o buscando evitar reclamaciones posteriores, quizo trasladar a los estudiantes la responsabilidad de elegir a uno de los tres y decidió hacer una encuestra para ello. El procedimiento consistió en distribuir hojas en las que explicaba el motivo de la encuesta y los méritos de los 3 presuntos, a fin de que los alumnos escogieran a uno de los tres.
 
Al final, al hacer el recuento de los votos emitidos en esta encuesta, ganó el gobernador panista José Guadalupe Osuna Millán. En segundo lugar, quedó Castro Trenti y en tercero Bustamante Anchondo. Seguro Cruz Olguín ha de haber pensado, que había resuelto el dilema y que en lo personal no quedaría mal con ninguno, pues los estudiantes decidieron, no él.
 
Sin embargo, surgieron las protestas y reclamos estudiantiles, criticando tanto al presunto ganador, como el proceso de selección del “padrino”. Esto fue tan notorio, que trascendió a la opinión pública.
 
Ahora, el director de la “prepa” Lázaro Cárdenas, por andar haciendo “ejercicios políticos-democráticos”, en una institución educativa, se ha metido en un embrollo, que le hará ver mal ante los tres personajes que él mismo seleccionó como presuntos “padrinos” de los futuros egresados, exponiéndolos a la crítica estudiantil, y obviamente a la crítica de los padres de éstos, porque podría suponerse que alguno de ellos promovió su propio padrinazgo, como parte de sus respectivos proyectos políticos.
 
A Cruz Olguín, siendo un ignorante o inexperto sobre cuestiones políticas, como lo ha demostrado con este incidente, se le hizo fácil, o bien estimó que no habría problema por ello, mezclar o relacionar a personajes de la política, con cuestiones educativas. Pero resulta que “se le hizo bolas el engrudo”.
 
Aunque la “consulta de popularidad” solo se aplicó a los estudiantes que integrarán la generación 2008-2011, hubo quienes consideraron que era controvertido e incluso quienes protestaron y colocaron pancartas de rechazo frente a las oficinas administrativas del plantel educativo y exigieron a José Cruz Olguín, director de la preparatoria federal, que revocara el resultado y eligieran a otro de los participantes.
 
Se entiende que el designar a cualquiera de los tres personajes, es una forma de agradecerles el apoyo brindado a la institución educativa. Pero puede haber quienes piensen que Cruz Olguín se “hizo bolas” al pretender tratar quedar bien con los tres y tratar, erróneamente, de promoverlos políticamente al interior de la Prepa. Los estudiantes son jóvenes, menores de edad, pero si los comicios locales se llevan a cabo en el 2013, para entonces serán mayores de edad, y votarán.
 
Cruz Olguín no se hubiese metido en ese embrollo, si en lugar de escoger a estos personajes políticos, hubiese propuesto a directivos de organismos empresariales, por ejemplo, o a destacados empresarios, que podrían ser los “guias morales” y ejemplos a seguir para los futuros egresados.
 
La ceremonia de graduación habrá de llevarse a cabo en julio próximo, dentro de casi dos meses. Ojalá que el director de la prepa “Lázaro Cárdenas”, resuelva este acertijo y no le vaya a ocurrir que en pleno evento de graduación le brote una rebelión política estudiantil.
 
Que esto sirva de ejemplo para los directores de muchos planteles, a fin de que no politicen los eventos de graduación escolar y le piensen dos veces antes de escoger a los padrinos de las generaciones de sus instituciones educativas. Sobre aviso, no hay engaño.
 
gil_lavenants@hotmail.com 
 

Deja tu comentario

Las Pulgas
Hotel Ticuan
Neuvoo
AGP Deportes
Garage Photo Studio
Buscador Acerca de AFN Ventas y Contacto Reportero Ciudadano