Las 10 claves de la reforma energética
Agencia Fronteriza de Noticias IZZI
Telcel
CNR Television

Las 10 claves de la reforma energética

MÉXICO, DF - jueves, 7 de agosto de 2014 - lasillarota.com.
1337
México DF 7 de agosto de 2014 (lasillarota.com).- La aprobación de la reforma constitucional y las leyes secundarias en materia energética traerá la transformación total del sector y la forma en que hasta ahora habían operado las empresas Petróleos Mexicanos (Pemex) y la Comisión Federal de Electricidad (CFE).
 
A continuación te presentamos los 10 puntos clave de la reforma energética y cómo cambiará la forma en que se operaba este sector en el país. Algunos de ellos, impactarán directamente en el bolsillo de la gente.
 
Apertura al sector privado
El cambio toral de la reforma energética es que se dará reversa a la expropiación petrolera y se permitirá la entrada de empresas privadas al sector energético.
 
Se establecerán cuatro tipos de contratos para la exploración y extracción de hidrocarburos: de servicios, de utilidad compartida, de producción compartida y de licencia.
 
Para el pago de estos contratos, las contraprestaciones deberán pagarse en efectivo, para los contratos de servicios; con un porcentaje de la utilidad, para los contratos de utilidad compartida; con un porcentaje de la producción obtenida (petróleo o gas), en el caso de los contratos de producción compartida; y “con la transmisión onerosa de los hidrocarburos” una vez que hayan sido extraídos del subsuelo, para los contratos de licencia.
 
El proceso de licitación de los contratos será abierto y público en todas sus etapas, con lo que se buscará evitar actos de corrupción.
 
Pemex y CFE, empresas productivas del Estado
Tanto Pemex como la CFE pasaron de ser empresas paraestatales a ser empresas productivas del Estado. Esta nueva condición implica una nueva estructura corporativa y organizacional, y se les da autonomía de la Secretaría de Hacienda.
 
Ahora, tanto Pemex como la CFE será propiedad exclusiva del Estado, y tendrán personalidad jurídica y patrimonio propio, autonomía técnica, operativa y de gestión, es decir, con este nuevo esquema, el Estado se convierte en propietario y deja de ser administrador de ambas empresas, como ocurría en el modelo anterior.
 
Con el nuevo esquema de autonomía, el Consejo Administrativo de cada empresa será el máximo órgano de decisión y autorizará, sin intervención de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, los tabuladores, la estructura orgánica, las políticas de recursos humanos, su propio presupuesto, el destino de ingresos excedentes, sus reglas de austeridad y las políticas para sus inversiones, así como las adecuaciones a sus presupuestos.
 
Liberación de precios del gas y la luz
La reforma energética dejó establecido que el Estado dejará de fijar los precios de los energéticos y se regirán por la oferta y la demanda.
 
En el caso del Gas Licuado de Petróleo (LP), la liberación ocurrirá a partir del 1 de enero del 2017, a condición de que se inicie un programa de apoyos focalizados en las zonas rurales y urbanas de alta marginación.
 
En el caso de la gasolina y el diésel, la liberación ocurrirá partir del 1 de enero del 2018.
En tanto, en la energía eléctrica, las tarifas serán fijadas por el Gobierno federal para los consumidores minoritarios.
 
Precios de la gasolina y el diésel
Cambiará la forma en que se fijan los precios de la gasolina y el diésel. Se define que a partir del 1 de enero del 2015 y hasta el 31 de diciembre del 2017, los precios serán establecidos por el Gobierno federal con ajustes correspondientes a la inflación. Es decir, se eliminarán los gasolinazos mensuales.
 
Además, a partir del 2016, Pemex dejará de tener el monopolio de la venta de gasolina y diésel, pues podrán entrar nuevas empresas para el expendio de los combustibles.
 
Y a partir del 1 de enero del 2017, los particulares podrán importar gasolina y diésel por su cuenta. Sin embargo, hasta antes de esa fecha, los nuevos participantes en el mercado de combustibles solo podrán comercializar lo importado por Pemex.
 
Nuevo esquema eléctrico
La Ley de la Industria Eléctrica aprobada traerá cambios al esquema de la Comisión Federal de Electricidad (CFE), el único proveedor actual de energía eléctrica en el país y abrirá el sector a las empresas privadas en el mercado mayorista.
 
Los usuarios se clasificarán en dos tipos: calificados, grandes consumidores; y de suministro básico, hogares y empresas de bajo consumo. En el caso de los consumidores calificados, podrán recibir el servicio de la CFE o de empresas privadas. Los consumidores de suministro básico solo podrán contratar a la CFE.
 
Se crea un nuevo esquema de multas para los usuarios. Las multas para quien coloque “diablitos” o algún otro dispositivo para tomar energía eléctrica de forma ilegal, irán desde 672 mil pesos (10 mil salarios mínimos) hasta los 3 millones 364 mil pesos (50 mil salarios mínimos).
 
De los 3 millones 364 mil pesos (50 mil salarios mínimos) a los 13 millones 458 mil pesos (200 mil salarios mínimos) a quien impida el acceso a los verificadores o inspectores autorizados para comprobar que los medidores.
 
Pasivo laboral de Pemex y CFE, a deuda
La asunción de una parte del pasivo laboral de Pemex y la CFE como deuda pública, que asciende a 1.7 billones de pesos (1.5 de Pemex y 0.5 billones de la CFE), solo ocurrirá una vez que se realicen modificaciones al contrato colectivo de trabajo para reducirlo y otras condiciones.
 
Entre los ajustes que deben realizarse en el contrato colectivo se encuentra un aumento en la edad de retiro, que pasará de los 55 a los 65 años de edad, como está en los otros sistemas de pensiones y jubilaciones.
 
Además, se estableció que la Auditoría Superior de la Federación debe realizar una auditoría específica a los fondos de pensiones y jubilaciones para identificar las características de las obligaciones de pago y las determinantes de su evolución.
 
Y será la Auditoría quien fincará responsabilidades penales si se detectan actos ilegales “relacionados con las obligaciones de pago de pensiones y jubilaciones.
 
Las condicionantes fueron plasmadas “como requisito indispensable” para que el Gobierno pueda asumir dicha deuda en la misma proporción en que las empresas logren ahorros.
 
Nuevo régimen fiscal de Pemex
Habrá un cambio al régimen fiscal de Pemex al reducirse su carga fiscal y pasar de casi un 80% al 65%, 15 puntos porcentuales de reducción.
 
Actualmente, antes de la reforma, Pemex pagaba a la Secretaría de Hacienda el 71.5% (más de 7 pesos de cada 10 del costo de barril de petróleo) por derechos de extracción sobre hidrocarburos, además de otros impuestos, que hace un gran total de alrededor de 80% en impuestos que debe entregar a la Federación.
 
Ahora, con el nuevo esquema de Pemex, el derecho de extracción de hidrocarburos será de solo el 65%, además de que se le retiran otros impuestos, por lo que su carga fiscal se reduce en casi 15%, que la empresa podrá utilizar en inversiones para sí misma.
 
Esto representa alrededor de 120 mil millones de pesos que Pemex mantendrá en sus arcas y que puede invertir en investigación o desarrollo y no dar a las arcas nacionales.
 
Fondo de compensación a Estados
Se creó un fondo de compensación para las entidades federativas que reciban menos ingresos por recursos provenientes del petróleo.
 
En la Ley de Coordinación Fiscal quedó establecido que durante el 2015, 2016, 2017 y 2018, los Estados podrán recibir la diferencia entre los recursos que pudieran recibir y los que recibirían de aplicarse el esquema actual.
 
El monto máximo que podrá recibir cada entidad será de 11 mil 800 pesos en un año.
 
Además, se creó un impuesto para los contratistas que irá a un Fondo de Entidades Federativas y Municipios Productores de Hidrocarburos, que se irá directamente a los Estados productores de petróleo.
 
Ocupación temporal de tierras
En el esquema de ocupación de las tierras donde se realizarán las actividades de extracción de hidrocarburos y otras explotaciones de gas o transporte de electricidad, quedó establecido el monto y la forma en que se pagará a los dueños de la tierra o los derechos (ejidatarios).
 
En el caso de las tierras donde se extraiga gas de esquisto, obtenido mediante la técnica del fracking, los campesinos recibirán entre el 0.5 y el 3% de las utilidades del contratista, antes del pago de impuestos.
 
Si la extracción es de hidrocarburos y otras explotaciones, el porcentaje antes de impuestos será del 0.5 al 2%.
 
Además, los contratistas deberán ejecutar proyectos de desarrollo en las comunidades donde entren a hacer explotaciones.
 
Quedó establecida la prohibición de hacer explotaciones en zona naturales protegidas.
 
Fondo Mexicano del Petróleo
El Fondo Mexicano del Petróleo para la Estabilización y el Desarrollo será el órgano encargado de concentrar todos los ingresos por la comercialización de hidrocarburos y pagará las contraprestaciones a los contratistas por la exploración y extracción del petróleo.
 
Será el nuevo encargado de administrar la renta petrolera del país. Recibirá todos los ingresos derivados de las asignaciones y los contratos y transferirá recursos a la Federación por un monto equivalente el 4.7% del Producto Interno Bruto (PIB).
 
Se destinarán recursos por el 3% del PIB al ahorro a largo plazo; con ese dinero se realizarán inversiones en activos financieros.
 
Una vez otorgado el dinero a la Federación y al ahorro, el Fondo financiará proyectos petroleros y de infraestructura en todo el país; además de invertir en proyectos de ciencia, tecnología e innovación y becas para la formación de capital humano en posgrado.
 
Tendrá un Comité Técnico que estará conformado por el gobernador del Banco de México; el secretario de Hacienda; el secretario de Energía y cuatro miembros independientes.
Grupo WhatsApp
La Favorita
IZZI
Narrativa Terapeutica
Empleo Nuevo
AGP Deportes Central
PluralMX
Funeraria Aimar
AFN Marketing
Buscador Acerca de AFN Ventas y Contacto Reportero Ciudadano