Poder, discurso.
Agencia Fronteriza de Noticias IZZI
Evimeria
CNR Television

Poder, discurso.

Tijuana BC - viernes, 3 de septiembre de 2021 - Marco Antonio Samaniego.
728

Por: Marco Antonio Samaniego

TIJUANA BC 3 DE SEPTIEMBRE DE 2021.-Un informe por definición habla bien de aquello de lo que aborda. Es normal que se den cifras, citas, referencias que favorecen una actuación. Difícilmente un gobernante dice que su actuación tiene limitantes o ha sido un fracaso. La excepción a la regla es cuando hace varias décadas, José Lopez Portillo criticó su propio gobierno para luego ponerse a llorar por todos los problemas que heredaba. Fue un acto que en su momento fue motivo de análisis, burla y de admiración. El presidente de México indicó los errores cometidos por su indolencia e incapacidad. 

Miguel de la Madrid indicó que habría una renovación moral de la sociedad y las evidencias demuestran que tal renovación consistió  en un membrete y en el gasto de mucha pintura para los anuncios de que tal cosa sucedería. La idea quedó como tal y en los estados de Chihuahua, primero, y Baja California, después, la oposición se consolidó de manera significativa. En Chihuahua no se consolidó en lo inmediato, en Baja California, el ascenso del PAN fue notable y en 1989, se derrotó al PRI.  

La idea de que se cambiaría la forma de gobernar impregnó el imaginario y por cinco ocasiones, el PAN logró sostenerse en el poder. Sin embargo, la confianza se perdió en otro mar de inconsistencias y en nuestros días, el mencionado partido está lejos de gozar de aprobación. Los informes triunfalistas, no estaban acordes con la realidad percibida y en la actualidad, arrinconados y sin constituirse como oposición, son un recuerdo que, de no trabajar en la construcción de bases sociales, quedarán como una etapa que concluyó con malas cuentas. Lo sucedido ayer, tomarse la foto junto a los miembros del VOX, poco ayudan  a su causa. 

No es de sorprender que López Obrador sea triunfalista. No me resulta nada extraño que hable de beneficios y resultados sorprendentes. Incluso, nada diferente es decir que puede terminar el día de hoy su gobierno y retirarse a su rancho a descansar.  Tampoco que se diga, como respuesta normal de la menguada y tibia oposición, que López Obrador sobre exagera en los resultados. Es a final de cuentas una respuesta esperada. Ya se sabe lo que van a decir. Están apegados a un guion que ya está escrito y sólo falta que se plasme en las secciones correspondientes de diarios, blogs, perfiles, y demás. 

El problema es que López Obrador y su equipo se lo crean, sobre todo el equipo. Los que aspiran a sucederlo no pueden aferrarse a verdades producidas en la discusión entre liberales/conservadores, o, progresistas/ neoliberales. López Obrador ya hizo historia, pésele a quien le pese (también Fox, y reconozco que nunca me pareció un gobernante medianamente serio). El problema es que quienes busquen la candidatura crean que la misma fórmula les va a funcionar y que pueden gobernar bajo el mismo estilo.  El fenómeno de López Obrador es único e irrepetible, y ahí está un 60% de aprobación, como evidencia contundente. 

Si López Obrador cree lo que dice López Obrador es su asunto. El va a gobernar hasta 2024, con pregunta o sin pregunta, bien hecha o mal hecha, con 40% o sin él. Si las oposiciones creen que le van a ganar a ese estilo ese sí es un asunto de trascendencia, porque la respuesta está en la forma que se van a presentar ante el electorado que no cree en ellos. ¿Alguien en su sano juicio, piensa que habrá una marcha a favor de Ricardo Anaya, por las calles de cualquier ciudad del país? ¿Alguien se atrevería a convocarla y ser exhibido? 

El tema es que López Obrador les lleva ventaja y no se ve por donde puedan penetrar en el electorado. López Obrador puede equivocarse, pero cuando empiecen las inauguraciones de las obras, entonces sí, Tengan Neoliberales, para que aprendan. Y cuando los gobernadores de Morena tomen el poder y sean los encargados de sus propios  programas sociales, tomen Neoliberales. En las criticas de diarios y editorialistas seguirá la batalla, pero no se ve que eso llegue a los votantes.  Es decir, si López Obrador crea pejelandia (que sí lo crea, su informe es la evidencia) los editorialistas y opinadores (Brozo, Loret, Diego, por mencionar a los más recalcitrantes) siguen sin tener a quien echarle flores que equilibren la balanza. Son palabras que hacen ruido, pero nadie trabaja en crear oposición. Sigue López Obrador nadando en aguas tranquilas y su atención está más centrada en ver como calma a la caballada interna. 

Si tus enemigos cuentan tus errores, que se distraigan viéndolos todo lo que quieran. ¿Porque no aparece nadie que le construya una oposición que transcienda?  La respuesta esta en el hecho de que fueron tan malos gobernantes, con figuras tan desgastadas y retoricas tan vacías, que el resultado es este: un gobernante con un 60% de aprobación en el tercer año de gobierno. ¿Quién puede presumir eso? ¿Biden? 

Y si los suspirantes no se ponen a trabajar en sus plataformas y se apropian de propuestas con mayor estructura, van a recibir una fórmula que no es para ellos.  Esa ya funcionó, pero tiene sus límites.  La 4t, en caso de que exista, va a probarse no con López Obrador, sino en su ausencia. El va a decir que ahí esta y existe quien lo crea y lo vea. Otros ponemos un signo de interrogación, pero es claro que el discurso funciona. El sustento es el fracaso de los anteriores, que no tienen una propuesta que caiga en terreno fértil y que se pierden en rescatar escaños para personajes que nada les van a aportar. Le van a cambiar dos comas a alguna ley, no más. 

Esta columna no refleja la opinión de Agencia Fronteriza de Noticias, sino que corresponde al punto de vista y libre expresión del autor.

Grupo WhatsApp
Narrativa Terapeutica
Empleo Nuevo
Cetys
UABC
Evimeria
FGE
AGP Deportes Central
PluralMX
Funeraria Aimar
AFN Marketing
Buscador Acerca de AFN Ventas y Contacto Reportero Ciudadano