El negocio de la comida chatarra
Agencia Fronteriza de Noticias
Evimeria
CNR Television

El negocio de la comida chatarra

TIJUANA BC - domingo, 30 de agosto de 2020 - Obed Silva.
971

DESDE MI SOFÁ
Por: Obed Silva

TIJUANA BC 30 DE AGOSTO DE 2020.- Con datos proporcionados a finales de 2019 por la especialista Florence L. Théodore, del Instituto Nacional de Salud Pública, México es una potencia mundial en comida preparada, destinando el 10% de sus ingresos a la compra de bebidas azucaradas lo que nos ubica en los primeros lugares de obesidad y muertes por diabetes en el mundo.

El doctor Mario Flores, director de Vigilancia de la Nutrición del Centro de Investigación en Nutrición y Salud afirma que la dieta "occidental" contribuye a incrementar los procesos inflamatorios crónicos del cuerpo tales  como el sobrepeso, diabetes e hipertensión que debilitan al sistema inmunológico de los seres humanos. 

De ahí que en la aparición de la pandemia del COVID19 se ha hecho énfasis en que éstas comorbilidades son el caldo de cultivo para que dicha enfermedad produzca en México la mortandad que padecemos.

De acuerdo con el Centro de Estudios de la Comunicación de la UNAM, el hábito en el consumo de alimentos chatarra y refrescos se inicia desde la infancia, en ambientes familiares y escolares, se le relaciona con la diversión y con festividades.

Al respecto, Katia García, de la Ong El Poder del Consumidor, realizó un análisis de los comerciales a los que han estado expuestos los menores de edad durante la cuarentena.

La activista ubico que la estrategia para fomentar el consumo de "alimentos chatarra" se apoya en promover el antojo, la unión familiar durante la pandemia y el mensaje de “solidaridad” de las empresas que buscan vender estos  productos.

El uso de niños y adolescentes en las escenas de los spots publicitarios procuran la identificación y el manejo de emociones. 

La Doctora Carola García Calderón, académica de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la UNAM asegura que la imitación de modelos de consumo y estilos de vida de Estados Unidos de América ha influido en México, contribuyendo a modificar los patrones alimentarios.

Afirma la Doctora que "la variedad de sitios para venta de productos procesados los hace accesibles para amplios sectores de la población, mientras que la publicidad fomenta la idea de que lo nutritivo no es tan importante, sino lo divertido, sabroso o de buena textura".

Concluye la maestra universitaria que las características de la comida chatarra son; "precios accesibles, conservadores, etiquetado llamativo y su sabor".

En este escenario, el Gobierno Federal ha intentando cambiar los hábitos alimenticios por medio de campañas informativas y acciones disuasorias como la aplicación del Impuesto Especial a la Producción y Servicios (IEPS). 

Pero el Gobierno Federal se enfrenta a los duros contrincantes como Coca Cola, Pepsi, Nestlé, Unilever, Lala y Danone quienes engordaron sus ganancias con crecimientos en el sector a una tasa del 10%, según los datos de Global Research. 

Actualmente, para regular el consumo de alimentos procesados se libra una nueva batalla en el frente legislativo 

Primero fue Oaxaca y después Tabasco los Estados en donde se aprobó la prohibición para que menores de edad compren comida chatarra, refrescos y otro tipo de bebidas azucaradas.

A lo anterior se agrega el nuevo etiquetado en los "productos chatarra" que le indican al consumidor las altas cantidades de sal y azúcar que contienen.

En ese tenor, el legislador federal morenista Salvador Jara hizo público que presentará una iniciativa para que solamente mayores de edad puedan comprar los mencionados productos.

Además de la prohibición, el senador propone incrementar el impuesto a los alimentos procesados y a las bebidas azucaradas. 

La idea que se promueve es que el IEPS sea equivalente a la mitad del precio del producto. 

El debate sobre el IEPS no es uno nuevo. Desde que se instauró, la Asociación Nacional de Productores de Refrescos y Aguas Carbonatadas ha sostenido que el impuesto castiga a las zonas rurales y familias de bajo poder adquisitivo. 

A contrario sensu, el investigador del CIDE, Alfonso Miranda, asegura que el IEPS sí funciona para reducir el consumo de refrescos, y toma como base la reducción de entre el 6% y el 12% en el 2014. 

Morena desarrolla una estrategia legislativa en todo el país para implementar en las 32 Entidades Federativas se legisle en el sentido de que menores de edad no puedan comprar "comida chatarra".

Muy pronto el negocio de la comida chatarra aparecerá en el debate político de Baja California.

NOMAS POR JODER:

En Tijuana, la bolsa de 240 gramos de "papas fritas" marca Sabritas cuesta $61.50 pesos, por tanto, un kilo costaría $256.25 pesos. Cada 100 gramos de "papitas" aportan 3.6 gramos de proteína. 

Un kilo de carne de res en corte New York cuesta, en promedio, $250.00 pesos. Cada 100 gramos de carne aportan 30 gramos de proteína.

Esta columna no refleja la opinión de Agencia Fronteriza de Noticias, sino que corresponde al punto de vista y libre expresión del autor

Empleo Nuevo
Castro Limon
Tijuana te necesita
CESPT
AFN Marketing
Calibaja
Netlink Internet
AGP Deportes Central
PluralMX
Funeraria Aimar
Buscador Acerca de AFN Ventas y Contacto Reportero Ciudadano